054

se olvida se desvanece se desvanece el olvido se olvida el desvanecimiento se olvida que se ha olvidado todo lo que se ha desvanecido y ya      no      queda      nada

No soy ese tipo de chica, de Lena Dunham

¡Hola, gente!

¿Cómo va la marcha? Hoy os traigo un libro que acabé de leer hace poco: No soy ese tipo de chica, de Lena Dunham. Por lo que he visto, últimamente está a buen precio en muchas tiendas y grandes superficies, así que, si os apetece pillarlo, esta es la ocasión. Yo le eché un vistazo hace un tiempo y cuando lo vi decidí comprarlo.


Para contextualizar os hablaré un poco de su autora, Lena Dunham, que también es la guionista de la serie Girls. Con casi tres millones de seguidores en Instagram, Dunham se ha convertido en, para muchos, una voz de su generación. Ya en 2006, con 20 años, comenzó su carrera en el mundo del cine y, en 2010, ganó su primer premio en su primera película como directora: Tiny Furniture. Solo dos años después comenzó con Girls, trabajo por el que es mayormente conocida en la actualidad. Lena se ha convertido en una influencer más por su manera de tratar temas como su físico, el amor o las experiencias de la vida cotidiana, pero si algo la hace especial es su confianza en sí misma.



Para ilustraros un poco sobre el libro, os dejo el texto que se puede leer en su contraportada:



«Lena Dunham, la aclamada creadora, productora y protagonista de la serie Girls, nos sorprende con una divertidísima, sabia y honesta colección de reflexiones personales que la convierte en una de las escritoras jóvenes con más talento del momento. En No soy ese tipo de chica Dunham habla de aquellas experiencias que hacen de nosotras lo que somos: enamorarse, sentirse solo, pesar cinco kilos de más, hablar en una sala llena de hombres que te doblan la edad, mantener a las buenas amigas, deshacerse de los novios nocivos, encontrar el amor verdadero y, por encima de todo, tener el valor de creer que tu historia merece ser contada.

Dunham cuenta (entre otras cosas) sin tapujos su primera vez y cómo sus expectativas sexuales no encajaron con el acto en sí. También explora su tendencia a sentirse atraída hacia hombres que no le convienen, nos regala una profunda reflexión sobre su obsesión con la muerte, incluso, imagina el libro que escribirá cuando tenga ochenta años y ya no le importe hablar del sexismo y la condescendencia que imperan en Hollywood».



No soy ese tipo de chica muestra, de manera anecdótica, diferentes experiencias de la vida de la autora. Estas se dividen en cinco secciones: Amor y sexo, Cuerpo, Amistad, Trabajo y Panorama general. A través de todas ellas la autora narra experiencias que van desde su infancia hasta el momento actual, es decir, pasa por casi todas las etapas de su vida.

A mí me ha parecido un libro bastante divertido. En alguna ocasión he soltado alguna risa y he disfrutado con la sinceridad, la franqueza y la poca vergüenza con la que Dunham relata los diferentes momentos. Además, estoy segura de que es muy probable que cualquier mujer se sienta representada en alguna de las historietas.

Es fácil de leer, sin grandes sobresaltos pero con una gran dosis de buen humor. Dunham potencia situaciones rutinarias que en ella se alejan de la cotidianidad (puede parecer un poco pretencioso, lo sé). De esta manera se retrata como una mujer imperfecta, desde siempre hasta ahora, pero que se acepta, se quiere y se respeta.

Os lo recomiendo si queréis pasar un buen rato. Quizá no sea lo que entendemos por un «gran libro» (aunque esto es completamente subjetivo, por otra parte), pero estoy segura de que, si lo elegís, os resultará ameno y lo pasaréis bien leyéndolo.


Mi puntuación: ★★★★★

¡Nos leemos!